Página Principal

miércoles, 13 de julio de 2016

LA PESETA O EL EURO ??



El 31 de diciembre de 1998, la peseta dejó de cotizar y fue sustituida por el euro. 
Pero en los bolsillos este cambio no llegó a notarse hasta el 1 de enero de 2002, cuando el euro comenzó a circular al cambio de 166,386 pesetas por euro. En la conversión, hay un redondeo de dos decimales. La moneda continuó siendo de curso legal en convivencia con el euro hasta el 28 de febrero de 2002, mientras hasta el 30 de junio se pudo seguir cambiando en todos los bancos y caja de ahorros del país. Desde esa fecha, el cambio sólo es posible en el Banco de España.

Los españoles conservamos (un servidor ni un duro, eh?) todavía en su poder billetes y monedas de peseta por un valor total de 1.648 millones de euros, según datos del Banco de España correspondientes al mes de abril de 2016.  


Las pesetas dieron mucho juego y nos acompañaron en tiempos mejores que el euro actual, que por cierto es más soso, más carero, o como podíamos decir antes, más pesetero. Desde luego que hoy día que muchos españoles añoran a la querida rubita que aguantó como moneda española la escalofriante cifra de 133 años.
Cuántos apodos reciben los euros ?, pienso que muy pocos, no en cambio, nuestra rubia también era conocida como "Cala", "Rubia",o "Pela", entre otras jergas. 
También recibía un mote su eterna compañera, la moneda de de cinco pesetas, que normalmente era conocida como "Duro", cuyo valor eran cinco pesetas.
De esta manera se lograba dar otra expresión a la hora de referirnos a las pesetas, es decir: veinticinco pesetas eran cinco duros, cincuenta eran diez, cien eran veinte... y así sucesivamente, sustituyendo el valor de la peseta por el del famoso duro .
Billete de mil Pesetas
  
Los billetes también tenían sus apelativos correspondientes. El billete de 1.000 era conocido como verde, talego o napo, mientras que los de 5.000 eran llamados boniatos

Billete de cincuenta Pesetas
                            
Billete de cinco Pesetas








Billete de cien Pesetas

Billete de quinientas Pesetas








Billete de cinco mil Pesetas
Billete de dos mil Pesetas








Billetes de diez mil Pesetas

Y hasta que no surja un listillo de esos tertulianos que me explique bien, pero bien explicado, las ventajas del euro sobre la peseta, si existe algo real por encima de lo que es pura y puñetera especulación, aunque solo sea por olores y recuerdos, que nos dejen con la peseta y con el saber contar y hacer cuentas,

1 comentario:

  1. Con lo que me gustaban las pesetas y su color... Fue algo no muy positivo el cambio, el redondeo de las 100 pesetas se ha hecho sobre 1 euro y tampoco eso ha ayudado a los sueldos por ejemplo... No creo que volvamos Pedro pero nunca se sabe tampoco, mira a Inglaterra

    ResponderEliminar